​

¿Cuánta cobertura de seguro necesito?


¿Cuánta cobertura de seguro de vida debería tener?


La respuesta a esta pregunta depende de si desea agotar el beneficio de muerte del seguro de vida o conservarlo para usarlo en el futuro.


Preservar el beneficio de muerte


Digamos que usted hace $50,000 al año y decida un seguro de vida de 20 veces más su ingreso, el cúal sería de $1,000,000.


Según el método de preservación de capital, el dinero del seguro producirá $ 10,000 al año si gana el 1%. Si el dinero gana el 2%, entonces el dinero produce $ 20,000 al año. La tasa de interés más alta produce mayores ingresos y las tasas de interés más bajas producen menores ingresos. Al final de un período de tiempo establecido, que puede controlar, el beneficio de muerte intacto original se puede pagar a sus seres queridos.


Consumir el beneficio de muerte


Según el método de agotamiento, el monto del beneficio por fallecimiento generalmente es menor porque no es necesario para generar ingresos. El recibo de este pago único en efectivo puede usarse inmediatamente para cancelar deudas e invertirse si así lo desea.


En general, diferentes personas tendrán diferentes necesidades con el beneficio de muerte. La cantidad del seguro puede expresarse como un múltiplo de ingresos que puede ser entre 10 y 25 veces su salario.


¿Puedo obtener un seguro de vida si no poseo un ingreso?


Normalmente, se requieren ingresos para obtener cobertura de seguro de vida. Sin embargo, a menudo muchas veces una persona no tiene ingresos pero necesita un seguro de vida. Afortunadamente, si califica según el requisito de suscripción de la compañía, puede obtener un seguro de vida a término, incluso si no trabaja y no tiene ningún ingreso.



© 2017 INSURANCE REIMAGINED, TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS. La información que se muestra en este sitio web es de naturaleza básica y general, y está destinada únicamente hacia fines educativos. No se están solicitando ni ofreciendo productos o compañías específicos. Por favor, comprenda que las reglas y regulaciones que rigen los asuntos de seguros, impuestos, legales y financieros son complejas y están sujetas a variaciones estatales y federales, y tienen diferentes interpretaciones. Por lo tanto, si se requiere asesoramiento legal, de inversión, fiscal o financiero, se recomienda que solicite el asesoramiento de un profesional con licencia en su área. No hay intención de ningún asesoramiento específico de inversión, legal, fiscal o de seguros. Los productos financieros varían, por lo tanto, solo tienen en cuenta los detalles específicos de la estructura o producto cubierto para obtener beneficios y características. Cualquier discusión sobre garantías, tasas de interés y tasas de rendimiento es puramente hipotética y no pretende representar garantías.